La Verdad: Será Verdad?

LA-VERDADLa verdad, un tema que quizás nos apasiona demasiado, pero ¿realmente sabemos qué es la verdad? Nos pasamos la vida luchando para decir siempre la verdad y apartarnos de la mentira, o por lo menos es lo que tendría que ser. Pero, lo que ocurre es que la mentira muchas veces se presenta como la mejor opción y no vemos una alternativa. Bueno, dentro de mis lecturas cotidianas encontré una solución a este dilema de la mano de Emily Dickinson:

“Di toda la Verdad, pero dila de soslayo, el éxito se halla en el rodeo. Demasiado brillante para nuestro débil deleite, la espléndida sorpresa de la verdad. Como el relámpago alivió a los niños con amables explicaciones, la verdad debe encandilar de forma gradual o el hombre permanecerá ciego para siempre.” (Emily Dickinson)

VerdadyPosverdadCuantas veces nos arrepentimos de decirle la verdad a una persona, pero nos queda el consuelo de que, por lo menos, hemos sido sinceros. La cuestión está que la verdad la podemos decir de mil formas y siempre será la verdad. Hace tiempo ya un joven amigo, ante una situación, me dice: “nada tío, di la verdad, pero omite información”, quizás ese fue el consejo más sabio que he recibido. Después de leer lo que dice Emily Dickinson me quedé pensando un poco en ese hecho y como perfeccionar ese consejo, ya que claramente al ocultar información estamos mintiendo. Bueno, la respuesta está en Dickinson; tenemos que decir la verdad gradualmente, de una forma delicada y sencilla, sobre todo si es una verdad que puede dañar a la otra persona.

Creo que uno de los problemas que se nos presenta al decir la verdad de esta forma es, primero, un sentido moral y ético mal entendido, segundo una falta en el uso del lenguaje, y por último una clara falta de preocupación y delicadeza hacia la otra persona. Tenemos que ponernos en el lugar del otro, ver cómo nos gustaría que nos digieran las cosas, encontrar la mejor y más adecuada palabra para comunicarnos. No nos olvidemos verdadque delante de nosotros tenemos a otra persona, que siente y que tiene un corazón que tenemos que cuidar, no podemos ser tan fríos como para no darnos cuenta de que la otra persona desea esa verdad, pero de la mejor forma posible. En definitiva, la verdad tiene que estar de la mano del buen gusto.

Aprendamos el mejor uso del lenguaje para ser portadores de la verdad. Aprendamos a transmitir lo que queremos, nuestros sentimientos y lo que pensamos, pero no nos olvidemos nunca que delante de nosotros hay otra persona que tenemos que cuidar, que la verdad es una sola y que esta de la mano del amor. Una verdad sin amor o con un amor incompleto no es verdad o está incompleta, no lo olvidemos nunca, y también, que la verdad, sólo la verdad, nos hace libres; pero eso ya para otra reflexión.

Si quieren que hable de algún tema en particular, ponerlo en los comentarios. ¡Hasta la próxima y espero comentarios!!!!

26 comentarios sobre “La Verdad: Será Verdad?

  1. Hoy por hoy alguien que dice la verdad, tal cual, es considerado un mentiroso. Hemos llegado a la situación que cualquier mentira, si es políticamente correcta, es una verdad, antes eran mentiras matizadas ahora somos más modernos.
    De las verdades a medias o las mentiras piadosas mejor ni hablar son el cajón de sastre donde todo vale.
    Saludos

    Le gusta a 1 persona

    1. Muchas gracias por tus palabras. Estoy totalmente de acuerdo contigo y me ha recordado una frace de George Orwell : “En tiempos de engaño universal, decir la verdad se convierte en un acto revolucionario”. Pues entonces a ser revolucionarios!!!!.

      Le gusta a 2 personas

    1. Esa es la más fácil de toda, ya que es una sola: el absoluto. Toda religión, por más extraña que sea posee un ser absoluto y por tanto la verdad radica ahí. La verdad no es relativa a las creencias sociales y culturales, es más la sociedad y la cultura no es creencias, si te refieres a la sociedad como un colectivo, puede ser las creencias de ese colectivo y si te refieres a la cultura, pues no le veo el asunto de la creencia, ya que el creer y la creencia pueden ser dos conceptos diferentes. La verdad es una sola en donde no cabe el relativismo, las opiniones, todas las que quieras, pero serán opiniones sobre la verdad, le la verdad en sí, como hecho, nunca será relativa ni ligada a nada. En definitiva y sigo opinando igual, tratamos de adecuar la verdad a nuestra propia comodidad que al final se convierte en una seudo-verdad o mentira.

      Me gusta

    1. Man, no creo en la mentira piadosa, pero si en la verdad bien dicha. Es mejor aprender a decir la verdad con delicadeza y buen gusto que terminar mintiendo, ya que por muy piadosa que sea la mentira, no deja de ser una mentira que en algún momento de nuestra vida se nos puede volver en contra. Mejor hablemos de la verdad del buen gusto.

      Le gusta a 1 persona

  2. Siempre la verdad, por supuesto, aunque haya casos en que duela, pero ahí entra nuestra inteligencia para saberla decir depende a quién y cómo. Jamás la mentira, no me vale eso de la mentira piadosa. Sigue siendo mentira. Feliz noche.

    Me gusta

  3. Para eso existen la empatía y la asertividad, para no traicionarnos a nosotros mismos pero sin herir a los demás. Me ha gustado tu post. Me quedo por aquí 😉

    Me gusta

  4. No sé si estoy totalmente de acuerdo contigo, rcaulier. Creo que, como en todo, también en la verdad hay excepciones. Te pongo un ejemplo extremo, pero no infrecuente ni único: el enfermo que padece una enfermedad terminal. No todo el mundo quiere saber qué va a morir ni qué muerte le espera (es más, tengo muy cerca a quién lo expresa claramente diciendo que si “llegase ese momento” se le mienta sin miramientos incluso aunque pida “que se le diga la verdad”). Para muchas personas, no tanto la mentira como el “desconocimiento de la verdad” significa un poco de luz o, al menos, algo menos de tristeza en su vida. Un abrazo.

    Me gusta

    1. Creo que en el caso que me expones dependerá de la persona. También demuestra que esa persona prefiere vivir en una mentira, por tanto, como se puede poner ese ejemplo, que es muy bueno, se puede poner el del caso contrario, ya que el conocimiento de una enfermedad terminal puede abrir una serie de posibilidades. También es verdad, hasta que no estamos en la situación real no podemos hablar mucho, ya que son especulaciones. Tengo un caso que conozco bien, que al decirle claramente, pero con prudencia, que estaba enfermo y le quedaban dos meces de vida, comenzó a vivir realmente y ya lleva un año así, esperando al día que va a partir, está tranquilo y sigue viviendo, pero de verdad. Por eso digo, depende de las personas, pero insisto que la verdad siempre será mejor, sanadora y llena de posibilidades… gracias por tu aportación.

      Me gusta

  5. Que decir de la verdad, todos deseamos la verdad… pero cómo dices, muchos prefieren que “se la endulcen un poco”… No sé si la conoces, pero hay una Parábola sobre la verdad que es muy, muy buena.

    Me gusta

      1. Con todo gusto: Los discípulos de un rabino, famoso por su erudición y finura, le preguntaron por qué acostumbraba esclarecer la verdad contando una historia.

        Él respondió:

        Esto se los puedo explicar contando una parábola sobre la propia Parábola.

        Un día, la Verdad andaba visitando a los hombres, sin ropas y sin adornos, tan desnuda como su nombre. Y todos los que la veían le daban la espalda, de miedo o de vergüenza, y ninguno le daba la bienvenida. Así, la Verdad recorría los confines de la Tierra, rechazada y despechada.

        Una tarde, muy desconsolada y triste, la Verdad encontró a la Parábola, que paseaba alegremente, en un traje muy bello y colorido.

        – Porque soy tan vieja y fea que los hombres me evitan…

        – Replicó la Verdad.

        – Qué disparate, se rio la Parábola.

        – No es por eso que los hombres te evitan.

        – Toma, vístete con una de mis ropas y verás lo que acontece.

        Entonces, la Verdad se puso uno de los lindos vestidos de la Parábola y, de repente, por todas partes donde pasaba, era bienvenida.

        El rabino sonrió y concluyó:

        Pues la verdad es que a los hombres no les gusta encarar a la Verdad desnuda…

        Ellos la prefieren disfrazada.”

        Me gusta

    1. “El hombre no encuentra la verdad, debe permitir que la verdad le encuentre al él”… y cual es la verdad?… La verdad no es una idea, o un concepto, la verdad es mucho más que eso, la verdad es absoluta.

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s